martes, 28 de enero de 2014

Baguettes Rústicas


Os traigo este pan que esta sumamente delicioso. Además aguanta en el congelador la mar de bien, solo tendréis que tener la precaución de sacarlo un poco antes de la comida y pasarlo un poco por el horno si os apetece comerlo más crujiente y listos!


La receta viene siendo la misma que he estado utilizando últimamente pero con alguna variante. Podéis hornearlo en la bandeja del horno pero si tenéis bandeja de baguette mejor ya que os quedará con una corteza súper crujiente.


ngredientes:

-700gr harina de fuerza
-375gr agua templada
-2 cucharitas de sal
-1 sobre levadura panadero

Las masas de pan siempre las suelo preparar por la noche para el día siguiente solo tener que cocerlo.

En un bol ponemos la harina, la sal y la levadura, cuidando que la levadura y la sal no se toquen ya que sino la sal matará a la levadura. Mezclamos con una cuchara de madera.

Añadimos de una vez el agua templada y con la misma cuchara de madera removemos, no se tiene que amasar solo remover, cuidando que no quede ningún rastro de harina ni de agua. Os quedará una masa un tanto líquida. 

Tapamos con papel film y dejamos reposar toda la noche.

Al día siguiente ponemos harina en la encimera y volcamos la masa sin tocarla, caerá por su propio peso, sino os podéis ayudar de una cuchara de madera para que baje toda la masa.

Con una pala recogemos uno de los extremos y lo doblamos, así hasta que consigamos que la masa este un poco redondeada, sobretodo no tocarla con las manos, de lo contrario el aire de este pan se irá.

Ponemos la masa con ayuda de la pala en un bol y la dejamos tapada con un paño reposando durante una hora. Recordad poner un poco de harina en el fondo para que no se pegue.

Precalentamos el horno a 250º.

Nos enharinamos las manos y volcamos la masa de pan, dividimos en cuatro trozos para hacer las barras con ayuda de una espatula, le damos forma a las barras sin amasarlo, simplemente le damos la forma y disponemos en la rejilla de pan.

Bajamos la temperatura a 200º y dejamos cocer durante 40-45 minutos.Pasado el tiempo miramos si están cocidos dándoles un pequeño golpe por detrás, si suena hueco ya estarán listos de lo contrario dejarlo cocer un poco más.

Ponemos en una rejilla hasta que este frío o no! y estará listo para comer! 


2 comentarios:

laurilla fondant dijo...

Me llevo la receta ya mismo a la lista de pendientes. Tiene una pinta estupenda y además los ingredientes son muy fáciles de localizar, así que no tengo excusa para no probar a hacerlo. Besos

Reme Alsurdelsur dijo...

Delicioso el pan casero, y eso de mezclar y reposar me encanta, da unos resultados espectaculares.

Besitosss