sábado, 29 de agosto de 2009

Costilla de Potro al Horno

Me encanta ir a comprar al mercado en el barrio donde me he criado! Porque me conocen y lo mejor, conocen a mi madre! Y sé que no me darán gato por liebre!! ( a mi madre cuando la ven entrar por la puerta del mercado todos los dependientes se echan a temblar!!! jajajajaja).

Los viernes por la mañana o los sábados cojo mi coche y me voy a comprar con ella (quién me iba a decir a mi que iba a coger tanto el coche!! con el miedo que le tenía...pero esta historia os la contaré en otra ocasión).

Fuimos a la carne de caballo (como yo vulgarmente la llamo) y habían unas costillas de potro y de caballo con una pinta...... que fresquitas estaban! Me llevé una de cada aún sin saber muy bien que haría con ellas (esto me suele pasar mucho, compro y luego investigo en que puedo utilizarlo!) . Os podéis imaginar el tamaño que tienen, por eso solo cogí una de cada. Después de pensar mucho me decidí por hacer la de potro al horno, aún arriesgándome a que quedara un poco dura como me dijo la carnicera pero quedó super tierna y muy jugosa! El secreto está en hacerla a fuego bajo en el horno e ir regándola continuamente.

Ingredientes:

-1 costilla de potro
-1 cebolla
-3 o 4 dientes de ajo
-un vaso de vino blanco
-un vaso de agua
-sal
-pimienta negra molida
-aceite de oliva virgen extra

Guarnición: al gusto, yo puse una patata asada junto con medio tomate y un par de espárragos y la cebollita guisada.

En un recipiente ponemos la costilla de potro salpimentada y ponemos por encima los ajitos cortados en láminas junto con la cebolla cortada en aros. Echamos el vaso de agua y el de vino blanco y un chorrito de aceite de oliva virgen extra.

Introducimos al horno previamente precalentado con calor arriba y abajo a 180º durante 30-40 minutos los cuales iremos regando continuamente con el mismo líquido.

Pasado el tiempo servimos con la guarnición que hayamos elegido y estará listo para comer!

2 comentarios:

pindorina dijo...

pues muy ricas!!!, por aqui no veo muchas cosas de potro, en carrefour algo, pero costillas no.

Y lo del coche, jajajaa, lo mismo decia yo, y al final, me lo saque, y madre mia que haria yo sin coche!!, jajajaa
besitos

amor que soy dijo...

nunca he probado la carne de caballo